Foto: David Mark / Pixabay

Gracias a Elon Musk podemos sentirnos como en una novela de ciencia ficción, donde todo parece posible y los avances tecnológicos nos salvan de la extinción.

Aunque… si nos salimos de la novela por un momento y volvemos a poner los pies en la Tierra quizá lo veamos de otra manera.

La compañía del empresario ha decidido que quiere regalar al mundo la posibilidad de que haya Internet en cualquier parte del mismo. Así los países en vías de desarrollo no se verán frenados y podrán equipararse al resto, gracias a esta fuente de recursos y conocimiento. Al menos esa es la filosofía que se trasmite. Para ello ha creado Star Link que pondrá en órbita más de 40.000 satélites para dar cobertura de Internet de banda ancha a todo el planeta.

Sin embargo, no está claro que en países pobres el precio para adquirir este Internet tenga un precio equitativo al nivel de ingresos de todas las personas. Se estima que tener banda ancha de Internet suministrada por esta megaconstelación de satélites costará unos 80€ al mes, lo que aproximadamente supone un 70% del jornal en Tanzania y ese porcentaje se reduce en función del poder adquisitivo medio del país. Este estudio ha sido publicado recientemente por la Amercian Astronomical Society (el estudio está en el último enlace de la descripción del tercer vídeo de la Trilogía de QuantumFracture que os dejo abajo).

Se estima que la inversión total para crear la red de telecomunicación constará unos 10.000 millones de dólares, y se espera ingresar unos 30.000 millones anuales, (10 veces más de los ingresos obtenidos por ejemplo con los cohetes de Space X (fuente: https://www.adslzone.net/noticias/internet/starlink-precio-beta-alta-cuota.

Al final parece que esto va a derivar en un:

Si tienes dinero podrás conectarte a la red en cualquier parte del mundo, pero si no pagas lo mismo que el resto, no tendrás nada.

A parte de lo comentado anteriormente hay otros dos puntos clave dentro de este proyecto que pueden conllevar RIESGOS muy elevados:

-Todos estos satélites puestos en órbita entorpecen el estudio del cielo nocturno por los astrónomos. Y dentro de todos los grandes descubrimientos y avances que la astrofísica tiene en nuestra comprensión del universo entraña también algo bastante más práctico, pensaréis algun@s:

SE ENCARGA DE DETECTAR OBJETOS QUE PUEDAN IMPACTAR CONTRA LA TIERRA.

Si el cielo no se puede observar, tampoco se pueden detectar estos asteroides con el tiempo suficiente como para reaccionar. Los de mayor envergadura están detectados, pero no así otros asteroides que no son tan fáciles de ver y que aunque no causarían el fin de la humanidad si que podrían causar grandes catástrofes humanas y climáticas por los efectos derivado del impacto. Ahora mismo se está llevando acabo el mapeo de todos estos asteroides.

-A causa de la basura espacial que ya hemos generado alrededor de nuestro hermoso planeta, se teme que se desencadene un efecto conocido como

LA CASCADA COLISIONAL

que es el resultado del choque de esa basura espacial a enormes velocidades contra otros objetos orbitales, causando colisiones que producen más basura espacial, es decir, más fragmentos de objetos girando a velocidades enormes que volverán a chocar contra otros objetos, produciendo más objetos colisionadores…. y en definitiva, esto puede llegar a destruir TODOS LOS SATÉLITES QUE HAYA EN ÓRBITA.

El propio Elon Musk puede ser el causante de la destrucción de su megacostelación. Cierto es que ha colocado los satélites en una órbita muy lejana a donde se encuentra esta basura espacial, pero los fragmentos de las colisiones que salen disparados no entienden de «zonas» en el espacio, no le puedes poner puertas al espacio… ni muros… Al menos por ahora.

Y… todo este riesgo ¿para qué?, para tener algo que ya tenemos… Internet, y cuyo acceso a más personas podría conseguirse de otras maneras.

Empresas como Amazon y Facebook ya están detrás de proyectos similares, con lo cual habría que sumar a los más de 40.000 satélites de Starlink los de estas otras tantas compañías.

Os dejo toda esta info muchísimo mejor explicada y documentada y currada por el canal

QuantumFracture

el cuál hace un grandísimo trabajo de divulgación. Son tres vídeos no muy largos donde entender las repercusiones de todo esto mucho mejor.

Muchas gracias a Crespo, Amanda y al resto del equipo que está detrás, es un gran trabajo al que he querido hacer eco desde esta entrada.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad